martes, diciembre 16, 2008

entre comillas vuela la risa de noche

llevando en mis alas su marca

nubes en ciclos de cortinas

crispando 3 oxidadas aspas

una que procesa los poros cansados

una que purifica los rejuvenecidos

una que me pregunta a donde la empujo

una de las cuales no sabe guiarme

la tercera recoje mis conocimientos

tuerse el trapo mojado y se hace de oro

la lágrima que me escupe a la realidad

y desde la realidad me escupe

que otra vez lo plasmado en su orden

TIENE que saberse quedar quieto

SABE que tiene que hacerlo

PRESUME que no lo sabemos

pero finalmente quiebra su -puta- voluntad